Wall Street cerró en rojo este jueves, con una brusca disminución de los indicadores luego de que el presidente estadounidense, Donald Trump, anunciara inesperadamente nuevos aranceles contra China.

Su índice estrella, el Dow Jones Industrial Average, cayó 1.05% para terminar en 26,583.42 puntos, y el Nasdaq, de fuerte contenido tecnológico, cedió 0.79% para cerrar en 8,111.12 puntos.

Por su parte, el índice ampliado S&P 500 —la referencia más seguida por los inversionistas— cayó 0.90%, a 2,953.56 puntos.

Signo del apetito de los inversionistas por activos considerados menos riesgosos, la tasa de interés de la deuda estadounidense a 10 años se desplomó a su nivel más bajo desde noviembre del 2016, justo antes de la elección de Trump.

Los mercados se sorprendieron cuando Trump anunció en su cuenta de Twitter que Estados Unidos impondrá a partir del 1 de septiembre aranceles de 10% sobre 300,000 millones de dólares de importaciones chinas que hasta ahora no estaban gravadas.

Algunas empresas especializadas en la distribución de bienes de consumo se vieron gravemente afectadas.

La tienda de venta de productos electrónicos Best Buy, por ejemplo, se desplomó 10.79%; la cadena de tiendas por departamentos Macy’s cayó 6.69%, y el vendedor de ropa Gap, 7.90 por ciento.

Ya había pasado antes

“No lo vimos venir”, dijo Gregori Volokhine, de Meeschaert Financial Services.

“Ésta no es la primera vez” que Trump lanza amenazas para presionar a China en las conversaciones comerciales que se llevan a cabo desde hace más de un año, recuerda Volokhine.

Pero con este anuncio, opina, el presidente también le hace “un desaire a la Reserva Federal”, que el miércoles decidió bajar las tasas de interés, pero no tanto como quería el mandatario.

“Para que la Fed haga lo que Trump quiere (...) él hará que la guerra comercial deba intensificarse”, dijo Volokhine.

Washington ya impone aranceles adicionales de 25% sobre más de 250,000 millones de dólares de productos chinos y Pekín ha respondido con aranceles de represalia sobre unos 110,000 millones de dólares de importaciones estadounidenses.

Hasta ahora, el gobierno estadounidense había mantenido a salvo de los impuestos a bienes de consumo corrientes para que la economía de los hogares permaneciera relativamente inmune a la guerra comercial.

Pero “este 10% de aranceles adicionales llegará directamente al consumidor estadounidense”, expuso Volokhine.

Estados Unidos y China han estado encerrados en una guerra comercial marcada por un aumento mutuo de los aranceles desde el año pasado. Las tensiones han perturbado las cadenas de suministro a nivel mundial y han golpeado a los mercados financieros.

En línea

La Bolsa Mexicana de Valores cayó arrastrada por una mayor aversión al riesgo global, luego de que el presidente de Estados Unidos anunciara la imposición de nuevos aranceles a China, tensando aún más la relación comercial entre esos países.

Analistas dijeron que la racha bajista en Bolsa, provocada por débiles reportes corporativos y un estancamiento del PIB, se profundizó con el anuncio de Trump, pues implica menos comercio internacional y una caída en las utilidades para las compañías.

El referencial índice S&P/BMV IPC, integrado por las acciones de las 35 firmas más líquidas del mercado, perdió 1.26%, a 40,346.80 puntos.

“Las menores expectativas de crecimiento han moderado el movimiento del mercado accionario”, dijo a Reuters Carlos González, director de análisis y estrategia Bursátil de Monex.

“A esto se suman los comentarios de Trump sobre aranceles a China, que pueden generar un menor volumen de comercio global”.

Hacia adelante, no se perciben catalizadores positivos que pudieran provocar una recuperación del mercado bursátil mexicano, agregó el especialista.

El principal indicador bursátil acumuló tres caídas consecutivas, pero sumó 10 descensos en las últimas 12 sesiones, ubicándose en un nivel que no se veía desde mediados de diciembre.

[email protected]