Todo apunta a que en el 2016 la economía mundial podría crecer ligeramente. La mayor aversión al riesgo, un dólar caro, petróleo barato y una economía china que consume cada vez menos materias primas, son factores que afectarían el crecimiento global. Sin embargo, el mercado mexicano luce bien como un país al cual destinar capitales para invertir.

A finales de enero, el Fondo Monetario Internacional (FMI) estimó que la economía mundial podría crecer 3.4% este año, mientras que el Banco Mundial pronosticó un crecimiento de apenas 2.4% este año, afectado por los factores antes mencionados.

De este modo, América Latina no escapó a esta realidad y en los estimados se prevé un crecimiento negativo por segundo año consecutivo para la región; la primera vez que algo así ocurrió fue en la crisis de la deuda de 1982–83, que desencadenó la década perdida para Latinoamérica, según información del FMI.

Aun ante un panorama complicado, tanto para economías desarrolladas y emergentes, México se encuentra en la mira de inversionistas, tal como lo muestra la encuesta anual aplicada a 1,400 directores generales de diversas compañías que realiza la consultora internacional PwC, ocupando la novena posición de una lista de 10 países en el mundo.

Hay bastantes indicadores económicos en los que México destaca actualmente dijo Isaac Velasco, analista económico en Casa de Bolsa Ve por Más.

El analista de Casa de Bolsa Ve por Más explicó que factores como el Producto Interno Bruto (PIB), inflación, desempleo, balanza comercial y fiscal son indicadores que inciden en las decisiones de inversión internacionales y en los cuales México muestra estabilidad frente a sus pares latinoamericanos.

Al cierre del tercer trimestre del 2015, la economía mexicana mostró un crecimiento en su PIB de 2.64% a tasa anual, que, comparado con economías como la venezolana y la brasileña, resulta muy por encima al crecimiento de -7.5 y -2.5%, respectivamente, en el mismo lapso, mostraron datos de los centros estadísticos de estas economías.

Por su parte, la inflación es una de las bajas de la región: 2.1% a tasa anual al cierre del 2015, mientras que Venezuela, Argentina y Brasil, en los mismos términos, registraron 108.7, 25.4 y 11.2%, respectivamente.

Estabilidad

México cuenta con una estabilidad política y social que disminuye la incertidumbre, caso contrario a Brasil, donde los riesgos de gobernabilidad han llevado a su presidenta, Dilma Rousseff, a juicio político, situación que, aunada a una recesión más prolongada, problemas fiscales y mayor deuda, llevaron a la calificación soberana del país sudamericano al grado especulativo BB+ , con una perspectiva Negativa, por parte de Fitch Ratings.

Otro país que comparte la misma situación que Brasil es Venezuela, cuya nota soberana es la más baja entre las calificadoras, CCC , o mejor conocida como basura, además se le suma una perspectiva de mayor detrimento.

Venezuela está en una situación muy difícil. Vive una turbulencia económica por los precios del petróleo.

He declarado la emergencia económica y vengo a sostener reuniones para desde América Latina atender la emergencia de Venezuela , admitió el dirigente en la cumbre de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños este año.

Argentina comparte la misma calificación de Venezuela y, en el último año de gestión de la expresidenta Cristina Kirchner, en el 2015, el país quedó en el puesto 107 de 168 dentro del ranking de las naciones más corruptas, según la encuesta anual de Transparencia Internacional. Además, durante su mandato ocurrió una devaluación e incurrió en una serie de pagos de deuda.

Este año, bajo el mandato de Mauricio Macri, Argentina se enfrentará a un aumento a la tarifa eléctrica de 350 por ciento.

Grado de inversión

México mantiene una calificación de grado de inversión con A3 y perspectiva Estable, aun frente a un 2016 que podría traer mayor volatilidad a los mercados, según la calificadora Moody’s.

Si bien las monedas en Latinoamérica se mantienen presionadas frente al dólar en el corto plazo, la divisa mexicana es una de las menos depreciadas.

[email protected]