Analistas de Barclays indicaron en un reporte que las perspectivas de los fideicomisos de inversión en bienes raíces (fibras) dedicadas a la renta de naves y parques industriales tienen una mejor perspectiva para el desempeño de sus papeles que cotizan la Bolsa Mexicana de Valores (BMV), esto luego de haber entregado el primer informe trimestral del 2017.

Los fideicomisos del segmento industrial fueron puestos en observación y bajo una tendencia poco favorable, en el corto plazo, después de los resultados electorales de Estados Unidos y por el ciclo de aumento en las tasas de interés por parte del Banco de México.

Lo anterior porque analistas consideraban que dichos factores afectarían el desempeño de sus certificados bursátiles fiduciarios inmobiliarios (CBFI) en la BMV.

Particularmente, la incertidumbre causada por la resolución del Tratado de Libre Comercio entre México y Estados Unidos pondría en riesgo la ocupación y demanda de espacios inmobiliarios para uso industrial ante las posibilidades de una caída en la actividad manufacturera en el país.

Modifican tendencia

Analistas de Barclays ajustaron el precio objetivo para los próximos 12 meses a los papeles de tres fibras industriale, Macquarie, Prologis y Terrafina.

Para Prologis, aumentaron el precio de los CBFI, a 31 pesos desde los 29 establecidos previamente por cada título, porque estiman que la empresa se beneficiaría del crecimiento del comercio electrónico en el país. No obstante, con dicho ajuste y a precios actuales (32.27 pesos) el papel del fideicomiso registraría una caída cercana a 4% en su rendimiento anual.

Caso contrario aplicó para Macquarie, a quien le rebajaron el precio de sus papeles a 22 pesos desde los 24 anteriores. Aun con el ajuste, se estima una apreciación de casi 8.5% para los siguientes 12 meses.

El ajuste a la baja se debe a que a pesar de que el fibra está incrementando su capacidad para invertir en nuevos proyectos, esto significaría menor nivel de distribuciones trimestrales, lo que a su vez afectaría su atractivo de inversión cuando se compare con mayores tasas de pagos de sus pares o competidores.

Actualmente los certificados del fibra cotizan en 20.28 pesos cada uno y en lo que va del año se han depreciado alrededor de 5 por ciento.

Los analistas mantuvieron en 33 pesos el precio objetivo para los títulos de Terrafina que se negocian en la BMV a 33.19. A estos niveles, prácticamente no proyectan un rendimiento anual.

En su análisis, explicaron que el fideicomiso depende principalmente del arrendamiento de empresas enfocadas a la actividad manufacturera en el país, la cual presumiblemente podría desacelerarse en el largo plazo.

Aunque la empresa tiene sólidas operaciones en curso y un fuerte equilibrio, somos un poco más cautelosos para las perspectivas a largo plazo , citaron en el documento.

El desarrollado IGS coloca CKD para desarrollo inmobiliario

El Desarrollador IGS recabó recursos por 540 millones de pesos con la emisión de un certificado de capital de desarrollo (CKD) en la Bolsa Mexicana de Valores (BMV).

Con estos recursos invertirá en el desarrollo de proyectos inmobiliarios del sector industrial naves industriales y centros de distribución ; hoteles, así como para adquirir tierra para viviendas.

El monto total de los recursos levantados fue por 2,700 millones de pesos, a un plazo de 10 años. De esta cantidad hizo una emisión inicial por 540 millones y realizará emisiones subsecuentes hasta agotar la totalidad de lo captado. El registro de la operación se realizará.

Antonio Ruiz Galindo, director general del Grupo, explicó que una pequeña parte del capital se invertirá en el desarrollo de hoteles de negocios, que es nueva división que explorarán debido a su potencial crecimiento.

Comenzaremos con cinco porque es un sector nuevo para nosotros y debemos tener cautela. Firmamos con La Quinta, con Grupo Posadas y con Accor, ellos van a operar y nosotros seríamos los dueños del bien raíz , expuso el directivo.

Hotelería

Dijo que les interesa invertir en el negocio inmobiliario hotelero en las ciudades medias, principalmente en las de crecimiento industrial, como la frontera norte y el Bajío, pues requieren de una demanda importante.

Sobre vivienda explicó que con el capital levantado del CKD buscarán construir 14,000 viviendas, aunque en este negocio se encargan de comprar la tierra y se asocian con desarrolladores medianos y regionales para construir las casas, para finalmente llevar a cabo la venta.

Grupo IGS es un administrador y desarrollador del sector de bienes raíces industriales, de vivienda y comerciales en México. Maneja activos por más de 400 millones de dólares a través de varios fondos de capital. (Eduardo Huerta y Judith Santiago)

[email protected]