En mayo, el peso se depreció frente al dólar 6.24%, una pérdida de 1.17 pesos, su peor mes desde la toma de posesión del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, el 20 de enero del 2017. Desde su nivel más bajo alcanzado en este año de 17.9940 pesos por dólar (17 de abril) a la fecha, registra una depreciación de 10.67%, esto es, una disminución de 1.92 centavos.

El tipo de cambio finalizó operaciones el viernes con una ligera apreciación de 0.05% para ubicarse en 19.9145 pesos por dólar en operaciones interbancarias a la venta, aunque al hacer un balance semanal, presentó una caída de 1.83 por ciento.

Mes volátil

En este mes se esperaba la firma del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN); sin embargo, hacia los últimos días se presentó una guerra comercial entre México, Canadá y Estados Unidos, tras el cobro de aranceles al acero y el aluminio.

En mayo, la paridad registró una cotización mínima de 18.9485 pesos, mientras el nivel máximo resultó de 19.9405 pesos; no obstante, en operaciones intradía alcanzó un precio de 20.0481 pesos por billete verde.

En el último día de negociaciones de mayo, Estados Unidos anunció que a partir del viernes 1 de junio entrarían en vigor los impuestos de 25 y 10% sobre las importaciones de acero y aluminio, provenientes de México, Canadá y la Unión Europea.

La directora de Análisis Económico y Bursátil de Banco Base, Gabriela Siller, comentó que la debilidad del peso mostrada durante mayo resultó por el mayor fortalecimiento del dólar, ante la expectativa de que la Reserva Federal seguirá subiendo su tasa.

Agregó que otro elemento que generó nerviosismo entre los inversionistas fue la baja probabilidad de llegar a un acuerdo comercial dentro de la negociación del TLCAN.

Mencionó que los episodios de mayor aversión al riesgo por los problemas geopolíticos, como la crisis política que se había presentado en Italia, también provocó depreciación en la moneda mexicana.

Por su parte, el subdirector de mercados financieros de Banco Santander, Salvador Orozco Peña, dijo que cambio su estimado de tipo de cambió para cierre de año, al pasarlo de 18.20 a 18.90 pesos por dólar.

ricardo.zamudio@eleconomista.mx