En el periodo del 20 al 27 de enero del 2017 el Índice de Precios y Cotizaciones (IPC) registró tres sesiones de alzas por dos de bajas y en el balance tuvo una ganancia de 2.54%, en comparación con el viernes previo.

Aunque el viernes el IPC de la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) retrocedió por una toma de utilidades iniciada en la víspera, consolidó la sexta alza semanal consecutiva.

En dicho periodo destacaron diversos indicadores económicos a nivel global, en especial todo lo relacionado con Donald Trump y las acciones que ha tomado en la primera semana de su periodo presidencial así como reportes corporativos, que en Estados Unidos han salido mejores de lo estimado.

Las emisoras que más ganaron en la semana fueron Grupo Cementos Chihuahua, con 30.62%, y Alsea, con 17.08%. Por el contrario, la mayor baja la tuvo Autlán, con menos 6.57%, seguido de AG, con 6.47 puntos porcentuales.

Además, el avance de las acciones del Grupo Financiero Monex sobresalió fuera del IPC el viernes.

Éste fue de 72% a 17.20 pesos, después de que Ventura Capital se incorporó como su nuevo socio.

Todos los sectores representados en la BMV tuvieron ganancias semanales que estuvieron encabezadas por Servicios y Bienes, con 4.79%, seguido de Servicios Financieros, con 4.04 por ciento.

En la semana que concluyó el 27 de enero en el mercado de renta variable se operó un volumen de 1,212.6 millones de títulos, por un importe económico de 45,773.4 millones de pesos.

En lo que va del presente año la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) acumula un rendimiento de 3.90%, con lo que su principal indicador se ubicó el viernes en 47,421.12 unidades.

A inicio de esta semana la BMV reportó niveles máximos desde noviembre, por arriba de 48,000 puntos, y se acercó a su último récord histórico que tocó en agosto pasado, a casi 48,700 enteros.

valores@eleconomista.mx