Fibra Uno (Funo), el primer fideicomiso de inversión en bienes raíces en México, reportó una contracción en sus ingresos totales de 4.7%, a 4,534.3 millones de pesos y de 9.7% en los ingresos netos operativo (NOI), a 3,408.3 millones de pesos, en el tercer trimestre del año comparado con el mismo periodo del 2019.

La caída también se reflejó en los fondos de operaciones, cerrando el trimestre reportado con un ajuste de –48.4%, al alcanzar 1,146.3 millones de pesos contra lo reportado en igual lapso del 2019.

André El-Mann, CEO de Funo consideró que los resultados financieros y operativos reportados “son sólidos, en especial considerando el entorno en el que vivimos, confiamos plenamente en que superaremos los desafíos. No tenemos ninguna duda de que prevaleceremos, y de que esta crisis pasará”.

El directivo dijo en el reporte publicado en la Bolsa Mexicana de Valores (BMV), que Funo continuó ofreciendo descuentos y mejorando sus reservas para cuentas de cobro dudoso; específicamente para negociaciones de inquilinos relacionadas con el Covid-19.

Funo ha otorgado descuentos acumulados relacionados con la pandemia del Covid-19 por un total de 1,030.4 millones de pesos durante el segundo y tercer trimestre de 2020, además, agregó un total de 518.7 millones de pesos por cuentas de cobro dudoso en curso.

En el tercer trimestre, Funo cerró con una tasa de ocupación total de sus propiedades del 93.3 por ciento.

judith.santiago@eleconomista.mx