En agosto la inflación a tasa anual llegó a 4.57%, un nivel no visto desde hace dos años luego de que en el octavo mes los precios al consumidor subieron 0.30% más de lo esperado por el consenso del mercado que estimaba 0.27 por ciento. La causa: el encarecimiento del huevo, el pan blanco y las colegiaturas de preparatoria y universidad, principalmente.

Lo anterior provocó que la canasta básica escalara 0.60% en el mes y 6.46% en términos anuales, cuando en igual periodo del 2011 los incrementos fueron de 0.34 y 3.56 %, respectivamente.

El Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) informó que los precios de los productos pecuarios se incrementaron 1.80% en agosto y en el año 13.69%, mientras que los agropecuarios subieron 0.59 y 11.76%, en cada caso.

Detalló que el precio del huevo subió 11.04%; la naranja aumentó 11.36%, y el pan blanco, 3.54 por ciento. Hay que recordar que recientemente las panaderías ajustaron el precio del bolillo a 1.80 pesos por pieza.

A la baja se movieron los precios del jitomate con 11.69%; el tomate verde, con 12.76%, y la uva, con 11.55 por ciento. Asimismo, los servicios turísticos en paquete y el transporte aéreo se abarataron en 8.57 y 6.29%, respectivamente.

PRECIOS PRODUCTOR

Los productores fueron los que más resintieron el alza en el costo del huevo con una variación mensual de casi 30% y del pan dulce a granel con 1.43%, en tanto que el ganado bovino aumentó 2.05 por ciento. Sin embargo, el Índice Nacional de Precios Productor -excluyendo el petróleo- registró una ligera disminución de 0.02% en forma mensual y a tasa anual un ascenso de 4.38%, ambos por debajo de la inflación general lo que refleja que se prevén menos presiones para los consumidores hacia adelante.

Por localidades, la inflación más alta para el consumidor se reportó en Tapachula, Chiapas, con un nivel de 1.25% en agosto; seguida por Huatabampo, Sonora, con 0.76 por ciento. Sólo en dos ciudades se presentó una variación negativa de 0.32 y 0.12% en Tulancingo, Hidalgo, y en la ciudad de Aguascalientes.

Analistas coincidieron en que no se pueden descartar nuevos choques de oferta en los próximos meses y que el precio del huevo podría alcanzar su máximo en septiembre y octubre.

Banorte-Ixe detalló que las presiones inflacionarias se originan por el lado de la oferta y son de carácter temporal. En este punto, el banco central no puede hacer mucho para combatirlas. Estas presiones resultaron de mayores precios del huevo que sufrió un choque de oferta de una sola vez por la gripe aviar y sus consecuencias posteriores, y creemos que éstas se disiparán en algunos meses , estimó.

Bancomer destacó que los precios pecuarios han aumentado debido al brote de gripe aviar, lo que ha provocado una reducción en la producción de huevo. Estimó que podrían lograr su nivel máximo en septiembre, pero aún falta ver a qué velocidad se ajustarán a la baja.

Bancomer dijo que los altos precios del petróleo han impulsado la inflación de los energéticos desde abril. Estableció que si bien la inflación de las tarifas fijadas por los gobiernos locales es de 0%, hay que estar atentos a estos precios al inicio del 2013.

EN NÚMEROS

  • 13.69% fue el incremento anualizado en el precio de los productos pecuarios, informó el INEGI.
  • 11.76% subieron los productos agropecuarios en agosto del 2012, con respecto al mismo mes del año anterior.
  • 11.04% subió el precio al consumidor del huevo en agosto con respecto al mes previo, indicó el INEGI.

__

Haz clic en la imagen para ampliarla