Londres- Los precios del petróleo ascendían este lunes, acercándose a los 108 dólares por barril, aunque las preocupaciones sobre la posible salida de Grecia del euro dominaban la agenda.

Esto, a pesar de la perspectiva de un estímulo económico en China y de las preocupaciones sobre Irán, ambos factores alcistas para el crudo.

Una cumbre del G8 realizada el fin de semana no logró enviar alguna señal clara de que Europa vaya a actuar rápido para responder al riesgo de una salida caótica de Grecia del euro, dejando a los inversionistas en un estado de alerta, lo que a su vez limitaba el repunte del valor del crudo.

"Las alzas podrían ser de corta duración ya que, como es normal, a los políticos de la UE (Unión Europea) les cuesta ponerse de acuerdo", dijo Thorbjoern Bak Jensen, analista de petróleo de Global Risk Management.

Agregó que esta semana "la crisis de la deuda europea plantea un riesgo a la baja (para el valor del petróleo) y la posibilidad de que fracasen las conversaciones nucleares con Irán representa un riesgo al alza".

El crudo Brent ganaba 51 centavos a 107.65 dólares por barril a las 0924 GMT, recuperándose desde el mínimo en 2012 que registró el viernes.

En las últimas tres semanas, el Brent ha bajado casi 11%, su mayor pérdida en tres semanas desde mayo del 2011.

El petróleo referencial de Estados Unidos ascendía 37 centavos a 91.85 dólares, el primer aumento diario en siete sesiones.

ros