Los futuros de la soya en Estados Unidos cayeron 1.4% a un mínimo de dos semanas presionados por las preocupaciones por una menor demanda de China, el mayor importador mundial de la oleaginosa, debido a la creciente tensión entre Pekín y Washington, dijeron operadores.

Los operadores desestimaron un reporte semanal del Departamento de Agricultura de Estados Unidos que mostró que las ventas de exportación de soya subieron 1.669 millones de toneladas, más que lo esperado.

Los futuros del maíz también cayeron y los operadores destacaron algo de coberturas comerciales después de que agricultores anotaron ventas de suministros que habían estado guardando en almacenes desde la cosecha pasada.

El trigo para julio en Chicago ganó 2.25 centavos a 5.16 dólares por bushel.