General de Seguros (GenSeg) solicitará deslistar sus acciones de la Bolsa Mexicana de Valores (BMV), luego de haber concretado la compra de 380,026 acciones en circulación, de las 530,711 que pretendía adquirir mediante la oferta pública de adquisición forzosa que lanzó el 20 de octubre pasado.

“Tras haber concluido la oferta, GenSeg pretende solicitar a la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) y a la BMV, la cancelación de la inscripción de las acciones en el Registro Nacional de Valores y en el listado de emisores autorizados para cotizar”, dijo la aseguradora en un aviso relevante.

La firma ha planeado su desliste desde el 2019 y fue el mes pasado cuando retomó sus planes y lanzó una nueva oferta pública de adquisición forzosa, por el 1.55% de sus acciones que no está en manos del grupo de control.

El precio de compra que ofreció y pagó por cada título en circulación fue de 90.54 pesos. Su propósito era adquirir 530,711 acciones, por lo que estimaba un desembolso de 48.050 millones de pesos.

La aseguradora no expone la razón de su decisión de deslistarse de Bolsa, pero cotiza con una mínima bursatilidad. El último movimiento en su cotización en la Bolsa local fue de un precio de 91 pesos por cada acción.

De acuerdo con un folleto informativo de la operación, el periodo de la oferta de compra inició el 20 de octubre y finalizó el pasado 19 de noviembre.

Debido a que GenSeg no logró adquirir la totalidad de las acciones objeto de la oferta, constituyó un fideicomiso para adquirir los restantes 150,685 títulos al mismo precio de 90.54 pesos por unidad.

“En dicho fideicomiso se aportarán los recursos necesarios para adquirir las acciones del público inversionista que no aceptó la oferta y estará vigente por un periodo mínimo de 6 meses a partir de la fecha en que la CNBV autorice la cancelación de la inscripción de las acciones en el RNV”, informó GenSeg en el aviso al mercado.

La empresa cotiza en la BMV desde el 2006, bajo la clave de pizarra “GENSEG”. Es una emisora de baja bursatilidad. Surgió en 1972. Opera todos los ramos de seguros, a excepción de pensiones, y tiene presencia en todo México.

El desliste de la aseguradora de la BMV se suma a otras como la empresa de autopartes Rassini que en el 2019 canceló su listado en el centro bursátil, e Hilasal, una compañía del sector textil que cerró operaciones, e igualmente se dio de baja.

Otras como Ingeal, que era dueña de la marca de galletas Mac’Ma, pidió también su desliste.

En octubre de este 2020 Bio Pappel, el mayor productor de papel y dueña de la marca Scribe, informó que Enverlis, que es una empresa relacionada e integrada por el grupo de control de la emisora, aumentó su participación accionaria a 97.21%, desde un 85.46% que mantenía.

judith.santiago@eleconomista.mx