NUEVA YORK.- El euro caía el viernes, golpeado por factores técnicos después de que los inversionistas tomaran ganancias antes del fin de semana una vez que se estancó la escalada que llevó a la moneda a su mayor nivel en más de dos meses.

El euro acumula un alza de 1.3% esta semana, tras tocar los 1.2723 dólares en el inicio de la sesión del viernes, su mayor nivel desde comienzos de mayo, impulsado por sólidos datos del sector fabril alemán, un positivo informe del mercado laboral estadounidense y una mayor claridad sobre las pruebas de tensión a la banca europea.

Pero los operadores dijeron que la moneda europea no logró mantener sus ganancias por sobre 1.27 dólares, debido a los persistentes temores sobre la economía de la zona euro.

"El euro lo intentó pero no pudo superar niveles de resistencia técnica y en consecuencia cedió una parte de sus ganancias recientes", dijo Vassili Serebriakov, estratega cambiario de Wells Fargo Bank en Nueva York.

"Aunque no ha habido ningún catalizador obvio para la caída del euro esta mañana, la velocidad del movimiento sugiere que la actitud hacia la moneda sigue siendo negativa", añadió.

En las operaciones de la tarde en Nueva York, el euro revertía sus ganancias para cotizar con un declive de 0.4% a 1.2645 dólares.

A pesar del repunte reciente, los problemas de la deuda europea han desalentado a los inversionistas a asumir posiciones largas en el euro.

Algunos bancos centrales en Asia se vieron inclinados a restablecer sus posiciones largas en la paridad euro/dólar por sobre los 1.2750 dólares debido a que la moneda europea superó sin problemas los 1.2730 dólares, lo que sugeriría que la tendencia a la baja habría quedado atrás.

"Aún existe el riesgo de que las posiciones cortas en euros sean cubiertas y la moneda repunte, pero no es más que eso: un repunte a corto plazo", dijo Adam Cole, jefe global de estrategia cambiaria de RBC Capital Markets.

Ian Stannard, estratega cambiario de BNP, comentó que la mayor demanda por monedas vinculadas a materias primas y de mejor rendimiento como el dólar australiano también golpeó al euro.

Una de las monedas con mayor movimiento el viernes era el dólar canadiense, que en el inicio de las operaciones subió 1% frente a la divisa estadounidense, tras conocerse un dato mejor a lo esperado del mercado laboral.

El dólar cotizaba a la baja frente a su par canadiense a 1.0323 dólares de Canadá, su menor nivel desde fines de junio.

El euro tocó un máximo de dos semanas frente al yen en 112.69 unidades en la plataforma electrónica EBS, tras avanzar más de 1% el jueves, pero posteriormente frenó el avance para cotizar en 111.68 yenes.

El dólar, por su parte, se mantenía sin cambios en 88.44 yenes.