La confianza de los constructores de casas de Estados Unidos se mantuvo estable en niveles bajos en mayo, ya que la continuidad de remates de viviendas y las restricciones al crédito mantuvieron a los compradores alejados del mercado, dijo un grupo del sector.

La Asociación Nacional de Constructores de Casas dijo este lunes que su índice sobre la confianza se mantuvo en 16 en mayo. Los economistas consultados por Reuters esperaban que la medición subiera a 17.

Una lectura inferior a 50 indica que más constructores ven las condiciones del mercado como pobres en vez de buenas. El índice no ha superado el nivel de 50 desde abril del 2006.

Los altos precios de la gasolina afectaron aún más la confianza de los compradores de casas, dijo la asociación.

"La confianza de los constructores apenas ha cambiado en los últimos seis meses", dijo el presidente de la asociación, Bob Nielsen, en un comunicado.

"Las persistentes preocupaciones ante la competencia por la liquidación de casas en problemas, la falta de crédito productivo, las evaluaciones inexactas y propuestas para reducir el respaldo del Gobierno a la vivienda siguen ensombreciendo el panorama del sector", agregó.