Wall Street cayó el miércoles, con el S&P 500 y el Nasdaq cerrando justo sobre niveles claves de respaldo, ya que el temor a una larga guerra comercial entre Estados Unidos y China podría golpear el crecimiento mundial llevando a los inversionistas a refugiarse en bonos del Tesoro.

La tensión comercial entre las dos mayores economías del mundo mostró pocas señales de ceder después de que periódicos chinos advirtieron que Pekín está dispuesto a usar las tierras raras, un grupo de 17 elementos químicos utilizados en productos desde electrónicos hasta equipos militares, para contraatacar a Estados Unidos.

Se suma a esta preocupación el hecho de que la empresa china Huawei Technologies presentó una demanda contra el gobierno de Estados Unidos, en su último intento por combatir las sanciones de Washington.

“Son el comercio y sus efectos. El problema ahora es lo que denomino un resultado potencial no cuantificable. Nadie sabe lo que va a pasar”, dijo Sam Stovall, estratega de inversiones de CFRA Research.

Todos los índices principales sufrieron su cuarto declive en cinco sesiones. El índice S&P 500 está ahora a 5.5% del máximo histórico de cierre del 30 de abril. Sin embargo, tanto el S&P 500 como el Nasdaq terminaron el día justo por sobre el promedio de móvil de 200 días, un soporte técnico importante.

El Promedio Industrial Dow Jones bajó 0.87%, a 25,126.41 unidades, mientras que el S&P 500 cayó 0.69%, a 2,783.02 unidades. El índice Nasdaq, en tanto, perdió 0.79%, a 7,547.31 unidades. El Dow Jones cerró en su menor nivel desde el 11 de febrero. El S&P 500 y el Nasdaq terminaron en un mínimo de casi tres meses.

Las más expuestas

El 5 de mayo el presidente estadounidense, Donald Trump, puso en jaque a los mercados accionarios con un tuit anunciando aranceles adicionales a productos chinos.

Desde entonces, las acciones de las emisoras con la mayor exposición al mercado de China han sido las que han estado bajo más presión.

De acuerdo con un reporte de Goldman Sachs, las acciones estadounidenses con exposición a China han mermado el desempeño del S&P 500 desde el tuit de Trump.

Particularmente la industria de semiconductores tiene una exposición importante al mercado del gigante asiático.

De hecho, desde el 5 de mayo a la fecha, el ETF iShares PHLX Semiconductor ha perdido 17%, mientras que el S&P 500 ha caído 5 por ciento.

Skyworks Solutions, empresa de semiconductores, ha perdido 21.76% desde el 5 de mayo. De sus ventas, 83% es en China. Las acciones de Wynn Resorts, operadora de hoteles de lujo y casinos, han caído 22.37%, y sus ingresos dependen de 73% del mercado chino.

Otro ejemplo es la fabricante de semiconductores Qualcomm, cuyos ingresos en China representan hasta 65 por ciento. Desde el 5 de mayo sus acciones pierden 26.35 por ciento.

Por su parte, el índice del miedo (VIX) se disparó 2.29% por la incertidumbre sobre el crecimiento global a 17.90 puntos. Tan sólo en lo que va de mayo ha ganado 39.08 por ciento.

El índice VIX, o indicador del miedo como se le conoce, fue creado en 1993 por la Chicago Board Options Exchange que mide la volatilidad de los contratos futuros a 30 días que se hacen sobre el S&P 500.

El índice VIX es importante porque expresa el sentimiento del mercado sobre las bolsas mundiales.

La BMV cortó racha perdedora

La Bolsa Mexicana de Valores (BMV) terminó con un avance de 1.53%, tras seis sesiones consecutivas de baja, pese a la incertidumbre internacional.

El principal indicador, el S&P/BMV IPC, se ubicó en 42,854.75 unidades. La BMV mostró un repunte después de una racha negativa, a pesar de que a nivel global hubo un aumento en la aversión al riesgo, porque los mercados comienzan a descontar una mayor desaceleración económica global. (Con información de agencias)

[email protected]