El petróleo subió levemente el miércoles tras un informe sobre el incremento de los inventarios y producción de Estados Unidos.

El barril de Brent para julio terminó a 73.53 dólares en el mercado de Londres donde ganó 25 centavos.

En la bolsa mercantil de Nueva York el barril de "light sweet crude" (WTI) junio subió 68 centavos a 67.93 dólares.

Los precios tomaron un rumbo alcista luego que Estados unidos reportó un fuerte aumento de sus existencias de crudo y, por décima semana seguida, un incremento de producción que se mantiene en niveles récord. Esa abundancia se contrarrestó levemente con un elevado nivel de exportaciones de crudo, apuntaron analistas.

Asimismo la menor producción en Angola y Venezuela compensan el incremento del bombeo en Estados Unidos, según John Kilduff analista de Again Capital.

"Si Venezuela produjera más entonces sí tendría efecto en los precios", indicó.