La tasa de desempleo en el país en el primer trimestre del 2011 fue de 5.2% de la Población Económicamente Activa (PEA), cifra ligeramente menor al 5.3% registrado el igual periodo de 2010, informó el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI).

De este modo el empleo informal en el país aumentó 1.3% respecto al primer trimestre del 2010, dijo el INEGI, quien dio a conocer el comportamiento del mercado laboral de los tres primeros meses de este año.

Es así que el 28.5% de la población ocupada tiene como actividad laboral un empleo en la informalidad.

"Esta claro que la informalidad va ganando terreno, los empleos mal pagados y sin prestaciones es lo que priva en el país. "Los puestos de trabajo formales que reporta el IMSS son insuficientes para dismininuir a mayor ritmo el desempleo", declaró Alfonzo Bouzas, especialista laboral de la UNAM.

El INEGI explicó que la tasa de desocupación es más alta en las localidades grandes, en donde está más organizado el mercado de trabajo; es así que en las zonas más urbanizadas con 100,000 y más habitantes la tasa llegó a 6.0%, mientras que en las que tienen de 15,000 a menos de 100,000 habitantes fue de 5.2%, en las de 2 500 a menos de 15,000 se ubicó en 4.3% y en las rurales de menos de 2 500 habitantes se estableció en 3.5 por ciento.

Por otra parte, las entidades que durante el primer trimestre de 2011 registraron las tasas de desocupación más altas fueron Chihuahua con 7.6%, Tlaxcala 7.2%, Durango y Zacatecas 7.0% cada una, Sonora 6.9%, Tamaulipas 6.7%, Tabasco 6.6%, Distrito Federal, Guanajuato y Nuevo León con 6.4% de manera individual, y Aguascalientes, Baja California Sur y el Estado de México con 6.2% de la PEA, en cada una.

En contraste, las tasas más bajas en este indicador se reportaron en Chiapas con 2.0%, Guerrero 2.1%, Campeche 2.4%, Yucatán 2.9%, Michoacán de Ocampo 3.1%, Oaxaca 3.4%, Morelos 3.6%, Nayarit 3.8% y Veracruz de Ignacio de la Llave con 3.9 por ciento.