El déficit comercial de Estados Unidos en 2011 alcanzó los 558,000 millones de dólares, la cifra más alta desde 2008, que supone un 3.7% del PIB del país, según los datos del Departamento de Comercio.

El déficit comercial con China, que representa casi la mitad del total, fue de 295,500 millones de dólares.

El aumento del déficit comercial en Estados Unidos se explica en parte por un fenómeno que parece que se acentuará en 2012, donde el crecimiento de la economía estadounidense genera un incremento de las importaciones en relación a las alicaídas economías de la zona euro.

Sin embargo, en 2011, los exportadores estadounidenses mantuvieron el ritmo necesario para lograr el objetivo establecido por el presidente Barack Obama de doblar las exportaciones en cinco años para el 2014. La progresión fue de 14.5% frente al crecimiento de 16.7% registrado en 2010.

En tanto, en el mes de diciembre el déficit comercial se amplió para alzanzar su mayor nivel en seis meses, a 48,800 millones dólares, en datos corregidos según las variaciones estacionales, frente a 47,100 millones (cifra revisada) del mes precedente.

Los analistas estimaban un crecimiento del déficit a 48,000 millones de dólares, pero no una cifra tan pronunciada.

RDS