El índice S&P 500 terminó estable en la Bolsa de Nueva York, justo por debajo de su récord histórico marcado, en una sesión en la que los inversionistas prestaron poca atención a los flojos datos de empleo y del sector servicios, pero siguieron con un ojo puesto en los sucesos en Ucrania.

El mercado mostró pocas reacciones al Libro Beige de la Reserva Federal, que dijo que el clima frío en gran parte de Estados Unidos afectó al gasto de los consumidores en las últimas semanas.

Datos del procesador de nóminas de pago ADP mostraron que las empresas privadas crearon menos puestos que lo esperado en febrero. Un reporte del Instituto de Gerencia de Abastecimiento mostró que el sector servicios siguió creciendo, aunque a un ritmo menor.

Los participantes del mercado se mantuvieron atentos a los acontecimientos en Ucrania.

El promedio industrial Dow Jones cayó 0.22%, a 16,360.18 unidades; mientras que el índice S&P 500 perdió apenas 0.01%, a 1,873.81.

El índice Nasdaq Composite, en tanto, ganó 0.14%, a 4,357.97 unidades. El S&P 500 también tocó un récord de sesión a 1,876.53 puntos.

PESO AVANZA

El peso mexicano avanzó por segunda jornada consecutiva, atento al curso de las negociaciones diplomáticas entre Rusia y Occidente para reducir la tensión en Ucrania, mientras que la Bolsa cambió de curso en la recta final de la sesión y cerró a la baja.

El principal índice accionario, el IPC, retrocedió 0.16%, a 39,021.07 puntos, después de haber estado en terreno positivo la mayor parte de la jornada.

El índice cayó el lunes a un mínimo de más de ocho meses. Analistas piensan que el IPC seguirá bajando si no es capaz de superar las 39,500 unidades.

Los papeles que encabezaron la caída fueron los del grupo financiero Banorte, que retrocedieron 1.81%, a 85.4 pesos.

En sentido contrario, las acciones del minero Grupo México avanzaron 1.43%, a 41.82 pesos, seguidas por las de la minorista Walmart de México, que treparon 0.88%, a 28.71 pesos, antes de informar que sus ventas comparables bajaron 0.8% en febrero.

La moneda mexicana cerró en 13.2350 por dólar, con una ganancia de 0.27% o 3.7 centavos, frente a los 13.2720 pesos del precio de referencia de Banco de México del martes.