Los precios del petróleo subieron el lunes, debido a que la perspectiva de un recorte de la tasa de interés en Estados Unidos eclipsó el pesimismo sobre el futuro de las conversaciones comerciales entre Washington y Pekín y por el crecimiento económico mundial más lento.

El petróleo Brent subió 25 centavos, a 63.71 dólares por barril, mientras que el West Texas Intermediate ganó 67 centavos, a 56.87 dólares.

“Los precios parecen estar agitados antes de los eventos de esta semana”, dijo John Kilduff, socio de Again Capital Management.

Los operadores e inversionistas están pendientes de la Reserva Federal (Fed), que se espera que esta semana reduzca el costo de los préstamos por primera vez desde la crisis financiera de hace más de una década.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, dijo que un pequeño recorte de tasas de la Fed “no es suficiente”.

Negociadores de Estados Unidos y China se reúnen esta semana, pero las expectativas son bajas luego de que el presidente Donald Trump dijo que China podría no querer firmar un acuerdo comercial hasta después de las elecciones del 2020 en Estados Unidos.

El crecimiento en Estados Unidos se frenó menos de lo esperado en el segundo trimestre, fortaleciendo las perspectivas para el consumo de petróleo. Pero la expansión no estadounidense se está desacelerando más rápido, debido en parte a la guerra comercial del país con China en el último año.

“El inicio de negociaciones comerciales entre Estados Unidos y China probablemente inspirará un modesto soporte para los precios”, expresó Jim Ritterbusch de Ritterbusch and Associates en una nota. “Sin embargo, la decisión de la Fed a mediados de semana y los comentarios que la acompañan podrían ser el mayor impulso para los precios del petróleo esta semana”.