Los precios del petróleo subieron cerca de 2% impulsados por un repunte de las acciones en Wall Street, aunque el avance fue limitado por una abundancia de suministros pese a los esfuerzos de los principales productores por reducir el bombeo.

El barril de crudo referencial estadounidense West Texas Intermediate (WTI) subió 1.13 dólares, o 2%, para quedar en 53.78 dólares, mientras que el crudo Brent ganó 1.16 dólares, lo que significa un alza de 2.1%, para un precio de 56.24 dólares el barril.

En la cotización intradía el WTI se disparó hasta los 54.06 dólares, su nivel más alto en más de tres semanas, cuando la Bolsa de Nueva York abrió en alza extendiendo las subidas del miércoles que llevaron al Promedio Industrial Dow Jones a superar por primera vez el nivel de los 20,000 puntos.

La vuelta del apetito por los activos de riesgo en el mercado financiero ha ayudado a los futuros de crudo Brent y WTI , dijo Abhishek Kumar, analista del mercado energético de Interfax Energy’s Global Gas Analytics.

La mezcla mexicana también subió de manera importante, para quedar en un precio de 46.19 dólares por barril, esto es, un aumento de 2.26%, ubicándose este precio en el mayor desde hace tres semanas.

Sin embargo, el avance del mercado se vio frenado por datos oficiales, que mostraron que las existencias petroleras en Estados Unidos incorporaron 2.84 millones de barriles la semana pasada a 488.3 millones de barriles, mostrando el abundante suministro en el mayor mercado mundial.

Crece producción en EU

La producción en Estados Unidos ha crecido 6.3% desde mediados del 2016, a 8.96 millones de barriles por día (bpd). Mayores producción y oferta en Estados Unidos limitarían el impacto del acuerdo de reducción de bombeo que firmaron la OPEP y otros exportadores.

Desde el pacto, tanto el Brent como el WTI se han mantenido dentro de rangos de cotización bastante acotados.

Estable

La producción de petróleo y gas condensado de Rusia promedió 11.1 millones de barriles (bpd) entre el 1 y el 25 de enero, refirieron el jueves dos fuentes de la industria.

Según las fuentes, la producción rusa promedió 1.515 millones de toneladas por día en comparación con las 1.514 millones de toneladas de las primeras dos semanas en el mes. El bombeo en barriles por día fue casi estable.

La producción de crudo de Rusia este mes habría caído desde 11.21 millones de bpd en diciembre y 11.24 millones de bpd en octubre, el punto de referencia para la reducción de suministros acordada con la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP).