Los futuros del crudo en Estados Unidos pasaban el lunes a terreno positivo brevemente, en una jornada volátil, antes de la expiración del contrato para julio el martes.

El mercado estaba presionado por las incertidumbres por la crisis de deuda de Grecia.

En la Bolsa Mercantil de Nueva York, el crudo para entrega en julio subían 4 centavos, a 93.05 dólares, por debajo del máximo de jornada de 93.15 dólares. Más temprano, el contrato tocó un mínimo en la jornada de 91.14 dólares.