Los precios del petróleo cayeron el viernes, extendiendo sus pérdidas tras un dato que sugirió que la actividad de perforación está ganando impulso en Estados Unidos y que desvió la atención de las acciones de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) y otros productores para fortalecer el mercado con un recorte del suministro.

Los futuros del petróleo West Texas Intermediate (WTI) de Estados Unidos perdieron 61 centavos, o 1.13%, a 53.17 dólares por barril. Los futuros del crudo Brent, el referencial internacional para los precios del petróleo, retrocedieron 72 centavos, o 1.28%, 55.52 dólares por barril.

En la sesión del viernes el crudo mexicano de exportación tuvo un retroceso de 78 centavos, en comparación con la sesión previa, para ofertarse en 45.41 dólares el barril, informó Petróleos Mexicanos (Pemex).

Baker Hughes dijo el viernes que las empresas petroleras sumaron 15 plataformas en la semana, sumando 12 avances en las últimas 13. Esto llevó el total a 566, la mayor cifra desde noviembre del 2015.

Los precios subieron durante las horas de negocios en Asia, aunque la actividad es baja debido al inicio del feriado por el Año Nuevo Lunar en la mayoría de los países de la región, incluidos China y Singapur.

La OPEP y otros productores, entre ellos Rusia, acordaron recortar la producción en casi 1.8 millones de barriles por día (bpd) durante la primera mitad del 2017 para lidiar con una sobreoferta de dos años.

Sin embargo, la producción en EU ha subido y la Agencia Internacional de Energía (AIE) proyecta un crecimiento total del bombeo de 320,000 bpd en el 2017, a un promedio de 12.8 millones de bpd.

Factores fundamentales impactaron en los precios esta semana, como el avance de las exportaciones mensuales de petróleo de Irán en febrero y la resiliente producción en Libia. (Con información de Notimex)