Los futuros del petróleo caían en una volátil jornada este lunes, en respuesta a las inestables fluctuaciones del dólar y el euro, al tiempo que Grecia intentaba aprobar un impopular plan de austeridad.

El crudo Brent para agosto en la ICE caía 10 centavos, a 105.02 dólares por barril, en operaciones entre 102.28 y 105.96 dólares.

Los futuros de crudo estadounidense para agosto cedían 53 centavos, a 90.63 dólares por barril, lejos de un mínimo previo de 89.61 dólares.

Las preocupaciones por la desaceleración de la economía global, con una menor expansión en China, mantenían presionado al petróleo. No obstante, el crudo era impulsado por la escalada del euro contra el dólar, en una volátil jornada, antes de una votación clave en el Parlamento griego esta semana sobre medidas de austeridad.

"El mercado es muy receptivo a las fluctuaciones de las monedas extranjeras y al avance del euro contra el dólar, y la debilidad del índice del dólar ayudaron al petróleo a salir de niveles mínimos", dijo Richard Ilczyszyn, estratega de Lind-Waldock en Chicago.

El diferencial del crudo Brent sobre el estadounidense se redujo por debajo de 13 dólares el lunes, antes de recuperarse por encima de 14 dólares. La prima ha retrocedido desde más de 19 dólares el miércoles, un día antes de que las naciones consumidoras anunciaran la liberación de sus reservas de petróleo.