Los precios del petróleo subieron el jueves, ya que los inversionistas señalan a que los principales productores globales recortarán aún más sus niveles de producción, pese a las previsiones sobre una caída de la demanda debido al brote de coronavirus en China, el mayor importador de crudo del mundo.

El crudo Brent subió 55 centavos, o 1%, a 56.34 dólares por barril, mientras que el petróleo estadounidense WTI ganó 25 centavos, o 0.5%, a 51.42 dólares por barril.

Por su parte, la mezcla mexicana de exportación cerró con un aumento de 0.45 centavos o 0.98%, para cotizar en 46.35 dólares por barril.

El miércoles, la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) rebajó sus proyecciones sobre el crecimiento global de la demanda de crudo en el 2020. También esta semana, un comité técnico de la OPEP+ recomendó una baja provisional de la producción de petróleo de 600,000 barriles por día.

Hubei, la provincia china en el epicentro del brote de coronavirus, informó el jueves de un aumento récord a 14,840 casos nuevos en la región gracias a un nuevo método de diagnóstico. El miércoles se habían reportado 2,015 contagios nuevos en todo el país.

La demanda por crudo en China, el segundo mayor comprador mundial del insumo, se ha desplomado por causa de las restricciones de viaje desde y hacia el país, así como por la cuarentena dentro de la nación.