El oro subió este lunes a su mayor nivel en casi dos semanas después de una serie de malas noticias sobre la deuda y las calificaciones soberanas de países de la zona euro como Grecia e Italia, que afectaban la confianza de los inversionistas.

El metal precioso subió pese a que otras materias primas cayeron por la presión del alza del dólar, que se fortaleció frente al euro.

El oro al contado subió a un máximo de jornada de 1,517.50 dólares la onza, su mayor nivel desde el 11 de mayo pero luego recortó ganancias a 1,515.29 dólares, un alza de 0.5% desde el cierre del viernes.

El oro denominado en euros registró un máximo de 1,080.04 euros la onza.

"El oro lo está haciendo relativamente bien. Esta crisis de deuda soberana seguirá estando con nosotros durante un buen tiempo y sospecho que la gente buscará refugiarse en el oro como una cobertura contra cualquier incumplimiento de pago", dijo Bart Melek, jefe de estrategia de materias primas de TD Bank Financial Group.

"Con el dólar fortaleciéndose como un refugio seguro, se debería espera que el oro se debilite (...) eso no está sucediendo ahora, principalmente porque estamos viéndolo como un refugio", agregó.

El detonante del alza del oro se produjo el viernes, después de que la calificadora Fitch rebajó la nota de la deuda griega en tres niveles.

Otros factores que favorecieron la compra del lingote fueron las dudas sobre las medidas de austeridad en España, una rebaja en el panorama de la calificación crediticia italiana y las crecientes especulaciones sobre una reestructuración de los pasivos de Grecia.

El euro cayó a un mínimo de dos meses contra el dólar, alentando otra ola vendedora en el complejo de materias primas, que ha perdido 9% en lo que va del mes, lo que generó una carrera por los activos percibidos como de refugio seguro como el oro o los bonos alemanes.

La plata al contado cerró a 35.08 dólares la onza. Los futuros de la plata estadounidense bajaron 18.30 centavos para cerrar en 34.904 dólares la onza.

El platino cayó a 1,752.50 dólares por onza, desde los 1,768.50 dólares del viernes.

El paladio cedió a 729.97 dólares.