Credit Suisse reportó el jueves su primera pérdida anual desde el 2008, tras registrar un alto cargo por desvalorización de activos en su negocio de banca de inversión, lo que llevó a un desplome de sus acciones y presionó aun más al presidente ejecutivo Tidjane Thiam.

Las acciones de Credit Suisse llegaron a caer más de 12%el jueves, a su nivel más bajo desde 1992, después de que el segundo mayor banco de Suiza indicó que había tenido un comienzo de año difícil. Desde inicios del 2016, sus acciones han caído 32 por ciento.

Año difícil

Thiam, que se hizo cargo del banco en julio del 2015, dijo que se ceñirá a su plan de concentrarse más en la gestión de la riqueza en las economías emergentes y en los recortes de costos en la banca de inversiones, pese al turbulento comienzo de año para los mercados.

Tenemos una estrategia clara, la estamos implementando en mercados difíciles y nuestro pronóstico para el primer trimestre permanece muy cauto , comentó Thiam.

Tenemos condiciones de mercado únicas y desafiantes, pero fundamentalmente estamos manteniendo los objetivos y las metas que hemos presentado , agregó.

El banco reportó una pérdida neta en el 2015 de 2,940 millones de francos suizos (2,920 millones de dólares), que se compara con la estimación promedio obtenida en un sondeo de Reuters de una pérdida de 2,120 millones de francos.

Credit Suisse registró un cargo por desvalorización de 3,800 millones de francos en el cuarto trimestre, debido a la nueva dirección estratégica que está siguiendo Thiam.

La desvalorización se vinculó más con la adquisición del banco de inversión Donaldson, Lufkin & Jenrette, afirmó.