LONDRES - El cobre cerró este martes estable, debido a que una disminución de las existencias del metal contrarrestó la presión de la debilidad del euro ante los persistentes temores por la crisis de deuda del bloque.

El cobre para entrega en tres meses en la Bolsa de Metales de Londres (LME, por sus siglas en inglés) terminó en 8,360 dólares la tonelada, casi estable frente al cierre de 8,365 dólares del lunes.

En Nueva York, el contrato para marzo ganó apenas 90 centavos para cerrar a 3.8075 dólares por libra, cerca del nivel más alto de un rango de sesión entre 3.7495 y 3.8170 dólares y de un máximo de cuatro meses de 3.8340 dólares el viernes pasado.

Más temprano, el metal alcanzó su mayor nivel en la sesión de 8,402.75 dólares, aún debajo del máximo en cuatro meses de 8,428.50 dólares que logró el viernes.

El euro caía frente al dólar por preocupaciones sobre el progreso de las negociaciones para evitar una cesación de pagos de Grecia. Un dólar fuerte hace más caros a los precios de las materias primas para los tenedores de otras divisas.

El lunes el cobre aumentó 1.8%, su mayor subida desde el 12 de enero, favorecido por la escalada del euro a un nivel cercano al techo en tres semanas frente al dólar, y por unos datos de importaciones récord de cobre refinado por parte de China en diciembre.

Pero los temores por la crisis de la zona euro persistieron luego de que funcionarios de la zona euro hicieran retroceder las conversaciones a su etapa inicial al rechazar una oferta final de los tenedores privados de bonos del país.

Fuertes retiros de inventarios en los almacenes de la Bolsa de Metales de Londres y la esperanza de que la demanda china se mantenga fuerte, sumados a las expectativas de que la producción mundial pueda seguir afectada por interrupciones, han hecho que el cobre suba en torno a 10% en lo que va del año.

Los últimos datos dicen que las existencias de cobre monitoreadas por la LME se ubicaban en 342.250 toneladas, el mínimo desde octubre del 2009.

ros