Nueva York/Londres- El cobre borró sus pérdidas iniciales y cerró con ganancias este lunes, impulsado por un sentimiento positivo en otros activos de riesgo, una caída del precio del crudo y el fortalecimiento de señales técnicas que podrían mantener los precios al alza en los próximos días.

El volumen de operaciones fue alto al comienzo de la semana y el mercado operó entre estable y a la baja al inicio de la sesión, reaccionando a la debilidad de los mercados europeos y a las persistentes preocupaciones sobre la crisis de deuda europea, así como al temor por el impacto de los altos precios del petróleo sobre la frágil recuperación económica mundial.

Pero al final de la sesión el cobre entró a terreno positivo ayudado por un cambio similar en las acciones de Estados Unidos que permitió que los precios del metal rojo superaran un nivel técnico de resistencia, su promedio móvil de 200 días.

El cobre referencial en la Bolsa de Metales de Londres (LME, por sus siglas en inglés) cerró en 8,536 dólares por tonelada, con leves cambios respecto a 8,530.50 dólares al cierre del viernes, cuando anotó su mejor semana desde mediados de enero.

En Nueva York, el contrato para entrega en mayo -el de mayor actividad- cerró con un alza de 1.90 centavos a 3.8890 dólares por libra, cerca del límite superior de su rango de operación entre 3.8315 y 3.8965 dólares en la sesión.

El día comenzó con ventas relacionadas a la crisis de deuda en Europa, luego de que una reunión de ministros del Grupo de los 20 durante el fin de semana no logró un acuerdo para dar fondos frescos a Europa y refirió que los líderes europeos deben comprometer más recursos para combatir la crisis de deuda en un encuentro que sostendrán esta semana.

Los comentarios incrementaron la presión sobre Alemania para que abandone su oposición a un mayor fondo de rescate de la zona euro.

"Tuvimos una buena escalada la semana pasada, después de que se acordó el nuevo paquete de rescate para Grecia, pero los mercados están ahora cambiando su enfoque hacia el debate sobre el tamaño del fondo europeo", dijo el analista de metales, Edward Meir, de INTL FCStone.

Una fuerte subida de los precios de la energía, que alcanzaron la semana pasada su mayor nivel en 10 meses por preocupaciones sobre una interrupción de los suministros desde Oriente Medio, avivó los temores a una recesión global.

No obstante, una interrupción laboral en la mina Grasberg en Indonesia elevó las preocupaciones por los suministros, dando respaldo al mercado del metal.

Freeport McMoRan Copper & Gold Incordenó a sus trabajadores mineros detener sus operaciones por temores sobre la seguridad vinculados a un conflicto laboral, dijo el domingo un funcionario del sindicato.

ros