Londres - El cobre subió este martes a su mayor nivel en una semana ante la debilidad del dólar y la esperanza de los inversionistas de que el Banco Central Europeo tomará nuevas medidas para impulsar a la vapuleada economía del bloque.

Sin embargo, la floja demanda de metales del mayor consumidor, China, mantuvo controlados los precios.

En la Bolsa de Metales de Londres, el metal para entrega a tres meses cerró en 7,580 dólares la tonelada, desde los 7,495 dólares del cierre del lunes.

Más temprano, el cobre alcanzó un máximo de sesión de 7,612 dólares, su mayor nivel desde el 31 de julio. Sin embargo, los precios están aún 13% por debajo del máximo del año que alcanzaron en febrero.

El mercado ha estado en alza luego de que el Banco Central Europeo prometió comprar bonos para aliviar la presión sobre España e Italia, pese a que aún no se conoce cómo lo hará.

Las expectativas de que el BCE tome medidas pronto impulsaban al euro frente al dólar. La debilidad de la moneda estadounidense hace que las materias primas denominadas en esa moneda sean más baratas para los tenedores de otras divisas.

Rob