Londres - El cobre subía levemente este martes tras alcanzar en la sesión anterior su menor nivel en una semana, aunque el avance era limitado por la incertidumbre sobre la economía global y las preocupaciones por una débil demanda física de China, el principal consumidor de metales.

Dudas sobre el panorama de salvataje para Grecia y España, mientras avanza el tercer año de la crisis de endeudamiento de la zona euro, también pesaron sobre el apetito de riesgo de los inversionistas.

Los volúmenes de venta del cobre han caído en los últimos dos días debido a que los protagonistas del mercado prefieren no mantener sus posiciones al aproximarse un largo feriado en China, dijeron analistas.

El cobre en la Bolsa de Metales de Londres cotizaba a 8,221 dólares la tonelada a las 1032 GMT, 0.5% por encima de su cierre el lunes.

El metal perdió algo de terreno en los últimos días tras un alza de 12% en la primer mitad de septiembre a raíz de medidas de alivio monetario anunciadas por los bancos centrales de Estados Unidos, Europa y Japón.

En la economía a nivel mundial, la zona euro siguió causando preocupaciones para inversionistas al tiempo que la confianza empresarial en Alemania caía por quinto mes consecutivo en septiembre, desencadenando temores de una recesión.

Rob