Londres - El cobre subía este lunes, revirtiendo pérdidas previas, gracias a un repunte del euro y una caída del dólar, pero el alza era limitada por una nueva contracción en el sector fabril de China y por los persistentes problemas en España y en el conjunto de la zona euro.

El euro alcanzó máximos niveles de sesión frente al dólar después de que un sondeo de manufacturas en Estados Unidos mostró que el sector creció por primera vez desde mayo, impulsando el apetito por el riesgo y promoviendo un mayor alejamiento de la divisa verde, considerada un refugio seguro.

El dólar más débil impulsó los precios de los metales básicos y de los preciosos, además de otras materias primas. Un dólar más débil hace que las materias primas con precios en dólares resulten más atractivas para inversionistas tenedores de otras monedas.

El cobre a tres meses en la Bolsa de Metales de Londres subía 1% a 8,295 dólares la tonelada a las 1428 GMT desde los 8,205 dólares por tonelada que marcó al cierre el viernes.

La economía de China ofreció más señales de desaceleración este lunes, al conocerse que un índice oficial de gerentes de compras sobre la actividad manufacturera se mantuvo en terreno de contracción por segundo mes seguido.

Mientras, en la zona euro la actividad manufacturera tuvo su peor desempeño en los tres meses a septiembre desde la crisis financiera del 2008, según reveló el lunes un sondeo .

Una serie de encuentros de importantes bancos centrales esta semana, junto con la publicación el viernes del informe en Estados Unidos sobre la creación de empleos de septiembre, haría que los inversores actúen con cautela.

Rob