Londres- El cobre subía 1% a máximos de una semana este martes, antes de un encuentro de la Fed sobre política monetaria, en medio de positivos datos económicos en Alemania y Estados Unidos y la caída de los inventarios, elevando las esperanzas de una mejora en la demanda de metales.

El cobre referencial en la Bolsa de Metales de Londres (LME, por sus siglas en inglés) ganaba casi 1%, a 8,530 dólares por tonelada, respecto a 8,445 dólares por tonelada al cierre del lunes.

Más temprano, el metal anotó máximos de sesión de 8,554.85 dólares, su nivel más alto desde el 5 de marzo.

La confianza de analistas e inversionistas de Alemania subió significativamente más de lo esperado en marzo a su máximo nivel desde junio del 2010, llevando los índices bursátiles europeos a máximos de sesión y confirmando que la mayor economía de Europa ha vuelto a avanzar a un ritmo estable.

En tanto, las ventas minoristas en Estados Unidos registraron en febrero su mayor alza en cinco meses, debido a que los consumidores se volcaron a comprar vehículos motorizados y un amplio conjunto de bienes, incluso cuando tuvieron que pagar más por la gasolina, según datos divulgados el martes.

"El entorno macroeconómico se ha mantenido bastante positivo y los metales se han sostenido bastante bien", dijo Gayle Berry, analista de Barclays Capital.

Inversionistas aguardaban las conclusiones de una reunión este martes de la Reserva Federal de Estados Unidos, en la que el banco central mantendría sin cambios el curso estable de su política monetaria, admitiendo que existe un panorama económico un poco más alentador, mientras que evitaría cualquier sugerencia de un mayor alivio monetario.

La mejora en la confianza del mercado también contrarrestaba la fortaleza del dólar contra una cesta de monedas.

ros