Singapur/Londres- El cobre bajaba este lunes por preocupaciones en torno a la demanda y a una sobreoferta en China, aunque el optimismo generado por un positivo reporte del empleo en Estados Unidos limitaba las pérdidas.

El cobre escaló cerca de 2% el viernes luego de que la creación de más de 200,000 empleos en Estados Unidos en febrero apuntaló la confianza en la recuperación de la mayor economía del mundo y el éxito de un canje de deuda de Grecia alivió los temores sobre la crisis europea.

Sin embargo, los inversores se mostraban inquietos por los altos inventarios acumulados en los depósitos de Shanghái, que subieron la semana pasada a su mayor nivel desde julio del 2002.

El cobre referencial en la Bolsa de Metales de Londres (LME, por sus siglas en inglés) bajaba 0.49%, a 8,448.25 dólares la tonelada, a las 1051 GMT.

"Los mercados enfrentan problemas para obtener una convicción real sobre la dirección (de los precios). En el cobre, especialmente, el mercado parece enfocado en la historia de la demanda, el menor crecimiento de China, etc", dijo el analista de Macquarie Duncan Hobbs.

Las importaciones chinas de cobre siguieron siendo sólidas en febrero, al crecer 17% frente a enero y el doble

en comparación con el nivel de un año atrás.

Pero los analistas temen que el metal se esté acumulando en los depósitos, en vez de ser consumido.

ros