Luego de dos alzas consecutivas, el precio del cobre experimentó hoy una leve caída en la Bolsa de Metales de Londres mientras las existencias disminuyeron a niveles del 2012.

Los inventarios del metal rojo retrocedieron por vigésima tercera sesión en cadena. En esta sesión, el commoditie descendió un total de 2,875 toneladas, lo que permitió cerrar con un stock de 293,150 toneladas métricas en la Bolsas de Metales de Londres (LME), su nivel más bajo desde el 14 de diciembre en 2012, cuando terminó con 298,625 toneladas.

Pesea a esta baja, el valor del cobre se cotizó en 3.268 dólares por libra, esto es una baja de 0.7% respecto al cierre de la jornada de ayer (3.270 dólares), informó hoy la Comisión Chilena del Cobre (Cochilco).

La disminución se produce luego del anuncio del Banco Popular de China que inyectará unos 7,800 millones de dólares para encarecer el dinero tras un inesperado crecimiento del crédito durante enero.

La inesperada decisión del central chino obedece además a las preocupaciones sobre el crecimiento económico global luego del duro invierno en Estados Unidos.

Con ello, el valor de la principal materia de exportación del país alcanzó un promedio mensual de 3.247 dólares la libra y un futuro a tres meses proyectado en 3.252 la libra.

Como era de esperar, traders e inversionistas se tomaron este hecho de forma negativa ya que elevo las preocupaciones sobre la demanda del metal por parte del mayor consumidor del mundo, en un escenario en que el crédito podría verse aun más controlado. Pese a la caída de hoy el cobre se mantiene técnicamente presionado al alza", analizó Capital FX.

Contenido de la Red Iberoamericana de Prensa Económica

[email protected]