Nueva York/Londres- El cobre cayó este lunes por primera vez en cuatro días, presionado por una escalada del dólar frente al euro y por las preocupaciones de que el crecimiento mundial se desacelere, lo que afectaría la demanda de los metales industriales.

China, que representa 40% de la demanda de cobre en el mundo, registró su mayor déficit comercial en al menos una década. Eso detonó los temores de un menor crecimiento en la segunda mayor economía mundial.

El cobre referencial en la Bolsa de Metales de Londres (LME, por sus siglas en inglés) finalizó en 8,445 dólares la tonelada, una baja de 45 dólares desde los 8,490 dólares del viernes.

En Nueva York, el contrato para mayo bajó 2.10 centavos, para finalizar a 3.8375 dólares por tonelada, tras operar entre 3.8170 y 3.8650 dólares.

El metal fue presionado además por la confirmación de que Italia está en recesión.

Los inversionistas se mostraban inquietos por los altos inventarios acumulados en los depósitos de Shanghái, que subieron la semana pasada a su mayor nivel desde julio del 2002.

Los precios del cobre estuvieron afectados además por una escalada inicial del dólar. La fortaleza de la unidad estadounidense hace a las materias primas denominadas en esa divisa más caras para los tenedores de otras monedas. Pero luego, el dólar recortó ganancias antes de la reunión de la Fed y la difusión de datos de ventas minoristas en Estados Unidos.

ros