Londres - El cobre cayó este miércoles debido a que inversionistas mantuvieron la cautela ante preocupaciones por una propagación de la crisis de deuda europea.

El metal agudizó sus pérdidas tras el cierre, luego de que la Fed dijo que extendió su estímulo monetario para la recuperación de la economía estadounidense que se ve en riesgo de estancamiento.

El contrato de cobre a tres meses en la Bolsa de Metales de Londres (LME) cerró con una baja de 64 dólares, a 7,545 dólares. Después extendió su pérdida y se ubicó por debajo de los 7,500 dólares en operaciones electrónicas.

En Nueva York, el cobre para entrega en julio perdió cerca de 2% a mínimos de sesión de 3,3565 dólares por libra, justo después de los anuncios de la Fed. El metal terminó la sesión con una caída de 4,60 centavos a 3,3875 por libra.

El metal, usado en electricidad y construcción, ha caído más de 10% este trimestre.

Los temores persistieron en torno a que la crisis de deuda española podría salirse de control, con sus crecientes costos de endeudamiento mostrando que el acuerdo de la zona euro para otorgar préstamos al sistema bancario por hasta 100,000 millones de euros (126,000 millones de dólares) no ha resuelto sus problemas o restaurado la confianza de inversionistas.

También sugirieron que sería necesaria más ayuda para reparar sus finanzas.

"Los mercados están ahora apostando a la baja, pero hay una razón para ello. La confianza realmente se ha deteriorado en torno al panorama de crecimiento y la gente está ahora más preocupada por China de lo que estaba hace unos meses", dijo el analista Gayle Berry de Barclays Capital.

"Los riesgos se van a mantener hasta que haya una acción real en cuanto a la deuda soberana. Algunas coberturas de posiciones cortas que vimos el martes han disminuido también", agregó.

ros