LONDRES - Los precios del cobre operaban entre estables y con bajas este miércoles tras alcanzar un máximo en dos meses y medio en la jornada anterior, en medio de la cautela por la crisis de deuda europea ante las negociaciones de Grecia para reestructurar sus pasivos.

Sin embargo, la fortaleza del euro limitaba las pérdidas del metal.

El cobre referencial en la Bolsa de Metales de Londres (LME, por sus siglas en inglés) cotizaba en 8,170 dólares la tonelada en la rueda oficial, frente al cierre de 8,200 dólares del martes, cuando alcanzó su mayor nivel desde fines de octubre de 8,262 dólares.

"Los metales carecen de dirección de momento porque el mercado físico está inactivo y China está inactiva antes de los festivos del Año Nuevo Lunar. Por eso probablemente veamos operaciones con nerviosismo por la situación macroeconómica", dijo Andrey Kryuchenkov, analista de VTB.

"El cobre tiene problemas para superar el nivel de 8,200 dólares. Nos vamos a consolidar a partir de aquí (el precio actual), o bajaremos un poco", agregó.

En un factor de riesgo para el mercado, Grecia se enfrentará este miércoles a sus acreedores en un renovado intento por romper un estancamiento en las negociaciones para recortar la deuda del país y evitar una moratoria.

Ayudando a limitar las pérdidas, el euro alcanzó un máximo de sesión contra el dólar, después de que fuentes dijeron que el FMI quiere aumentar su línea de crédito para ayudar a la zona euro a lidiar con una prolongada crisis de deuda.

Los precios del cobre cayeron en torno al 21% el año pasado, su primera caída anual desde el 2008, debido a la incertidumbre económica global que sembró preocupaciones por el panorama de la demanda.

ros