Nueva York/Londres- El cobre cayó este miércoles a su menor nivel en una semana, luego de que la contracción de los sectores manufactureros de Europa y China avivó nuevas preocupaciones acerca de la desaceleración económica y las perspectivas de la demanda.

El descenso en las nuevas órdenes de bienes fabriles en Estados Unidos y la debilidad del euro también afectaron al metal.

El cobre referencial en la Bolsa de Metales de Londres (LME, por sus siglas en inglés) cerró en 8,305 dólares por tonelada, una baja de casi 2%, respecto al cierre del martes de 8,440 dólares.

En Nueva York, el cobre para julio cedió 5.65 centavos, o 1.5%, a 3.7870 dólares por libra, en operaciones entre 3.7665 y 3.8395 dólares.

El metal anotó mínimos de sesión de 8,275 dólares por tonelada, su menor nivel en una semana, poco después de que datos del Gobierno mostraron que los nuevos pedidos de bienes fabriles en Estados Unidos sufrieron su peor descenso en tres años en marzo, al desplomarse la demanda por equipos para el transporte y varios otros productos.

El euro bajó contra el dólar tras unos datos que mostraron que el sector manufacturero de la zona euro profundizó su declive el mes pasado en momentos en que un retroceso que comenzó en la periferia del bloque parece estar instalándose en Francia y Alemania.

El fortalecimiento del dólar presiona a los precios de los metales porque hace que las materias primas denominadas en la divisa norteamericana sean más caras para los tenedores de otras unidades.

"La confianza en el mercado está a la baja debido a los débiles datos de manufacturas en Europa, las cifras de bienes duraderos que sumaron un poco de presión (...) creo que el cobre se dirige de nuevo hacia 8,200 dólares", dijo Andrey Kryuchenkov, analista de VTB Capital.

Las preocupaciones sobre un menor crecimiento de la demanda de cobre en el mayor consumidor, China, se agudizaron por los datos que mostraron que el sector manufacturero chino se contrajo por sexto mes consecutivo en abril.

ros