A pesar de las difíciles condiciones causadas por la pandemia de Covid-19 durante el 2020, Cementos Mexicanos (Cemex) reportó ganancias de 70 millones de dólares, las cuales fueron impulsadas por mayores ventas en Estados Unidos.

En su reporte disponible en la Bolsa Mexicana de Valores (BMV), la emisora detalló que la utilidad neta resulta positiva al compararse con la pérdida de 238 millones de dólares reportada en el mismo trimestre de 2019.

Por el lado de las ventas netas, estas cerraron con un alza de un 9%, a 3,537 millones de dólares, el resultado más alto para un cuarto trimestre desde el 2014.

En el documento Cemex destacó que el flujo de operación, en términos comparables, creció 19% (EBITDA), a 644 millones de dólares, frente al mismo periodo de 2019.

Además, la cementera publicó su guía para el EBITDA 2021, en la que estimó 2,700 millones de dólares, equivalente a un aumento de 10% frente al 2020 y un aumento de 38% en sus inversiones en activo fijo, para llegar a alrededor de 1,100 millones de dólares.

Tras su informe financiero, las acciones de la emisora en la BMV han logrado un alza de 1.5%, para negociarse en 12.93 pesos cada una.

“El 2020 ha sido uno de los años más retadores que hemos enfrentado, pero al mismo tiempo fue sobresaliente, poniendo a prueba la fuerza de Cemex y de varias de nuestras recientes iniciativas estratégicas. Estoy orgulloso de nuestro desempeño, de la organización, y de cómo reaccionamos a la imprevista llegada del Covid-19 en 2020” dijo Fernando González Olivieri, director general de la cementera mexicana.

Jose Espitia, subdirector de Análisis Bursátil en Banorte, consideró que los resultados del último tercio del 2020 de Cemex “superaron las expectativas, mostrando una mayor rentabilidad, lo que debiera ser bien recibido por el mercado”.