UBS, el banco número uno de Suiza, anunció que en el primer trimestre del año obtuvo beneficios por 1,810 millones de francos suizos (2,061 millones de dólares), un descenso de 18% respecto al mismo periodo de 2010.

No obstante el descenso, para los expertos los resultados son positivos ya que el recorte se explica por el impacto negativo de la fortaleza del franco suizo.

Asimismo, las ganancias mejoraron 9.0% respecto al trimestre anterior y el banco ha registrado su mayor entrada de capital en la división de banca privada o inversión de los últimos cuatro años.

'Estoy muy satisfecho de nuestros resultados, dada la actividad de los mercados en el primer trimestre, particularmente por el aumento de los influjos de dinero fresco que confirman el retorno de la confianza de nuestros clientes', afirmó el director ejecutivo de UBS, Oswald Grubel.

Además, los ingresos ascendieron en el trimestre a 8,300 millones de francos (9,455 millones de dólares) por encima de los 7,100 millones que obtuvo en el trimestre anterior, informó la entidad helvética en un comunicado.

Según UBS, el departamento de Wealth Management (Administración de Patrimonio) registró un resultado de 645 millones de francos (734 millones de dólares), antes de impuestos, contra 462 millones de francos en el trimestre anterior.

Sin embargo, esta unidad obtuvo un retroceso, pues el primer trimestre de 2010 logró alcanzar los 696 millones de francos (793 millones de dólares).

De acuerdo a los analistas el resultado ha superado las previsiones del mercado pues se esperaba de media unas ganancias de 1,690 millones de francos (1,925 millones de dólares).

RDS