Nueva York - El petróleo cayó más de 2% el martes, después de que el Gobierno de Noruega ordenó finalizar una huelga que amenazó con detener su producción de crudo y tras conocerse que China compró menos combustible en junio que en mayo.

El crudo Brent para agosto cayó 2.35 dólares, o 2.34%, a 97.97 dólares por barril a las 1607 GMT, tras haber caído hasta los 97.73 dólares.

Los futuros de crudo en Estados Unidos para agosto cedieron 2.08 dólares, o 2.42%, a 83.91 dólares por barril. Poco antes alcanzó un mínimo de sesión de 83.65 dólares.

El crudo Brent retrocedió por debajo de 100 dólares por barril después de que el Gobierno de Noruega ordenó la noche del lunes poner fin a una disputa entre trabajadores y empleadores del sector petrolero.

El acuerdo evitó un recorte de más de 2 millones de barriles de petróleo por día.

Las leyes noruegas permiten al Gobierno obligar a los operarios a volver a sus puestos de trabajo para proteger a la industria de la que depende gran parte de la economía del país.

"La intervención (del Gobierno noruego) significa que se logró evitar una importante interrupción de suministros", escribió Olivier Jakob, de Petromatrix, en una nota.

Las importaciones del segundo mayor consumidor mundial de petróleo, China, cayeron en junio a 5.29 millones de bpd, el menor nivel diario este año y estuvieron 12% por debajo de un récord de 6.0 millones de bpd en mayo, aunque, en una base interanual, las importaciones subieron 10.3 por ciento.

China representó más de la mitad del crecimiento de la demanda mundial de petróleo el año pasado.

Se espera que China difunda su dato del Producto Interno Bruto esta semana, que podría mostrar su expansión más débil en tres años. Si se confirma, el Gobierno podría lanzar medidas para impulsar la economía, lo que podría ayudar al petróleo.

Rob