Nueva York - Los precios de la deuda del gobierno estadounidense ascendían este lunes y los rendimientos de plazos más largos oscilaban cerca de mínimos históricos, tras unos datos que mostraron una baja sorpresiva del consumo en Estados Unidos.

La demanda de refugio seguro por los bonos del Tesoro también estaba apuntalada por la decisión de un alto tribunal alemán de aplazar su fallo sobre si el país puede legalmente ratificar el esquema de rescate permanente de Europa y el pacto de disciplina fiscal.

Este extenso proceso legal alimentaba las preocupaciones sobre la capacidad de los líderes europeos para manejar la crisis de la deuda, mientras el costo del financiamiento de España, Italia y otros miembros del bloque en problemas sigue en torno a niveles insostenibles.

"No hay un motivo atractivo como para pensar en una tendencia bajista de los bonos", dijo Jim Vogel, estratega de tasas de interés de FTN Financial en Memphis, Tennesee.

Con un volumen inusualmente leve, el bono del Tesoro referencial, a 10 años, ascendía 10/32 en precio a 102-22/32 para un rendimiento de 1.457%, una baja de 3.4 puntos básicos desde el viernes.

Más temprano había tocado 1.449%, muy cerca de 1.442% que fue el menor nivel desde inicios del siglo XIX, según datos recopilados por Reuters.

Las ventas de los minoristas estadounidenses cayeron en junio por tercer mes consecutivo al bajar la demanda por autos, productos electrónicos y materiales para la construcción, mostró este lunes un informe oficial.

Las ventas sufrieron un retroceso de 0.5%, desafiando las expectativas de un alza de 0.2%, se trata de la primera vez desde fines del 2008 en que las ventas caen por tres meses consecutivos.

Rob