Los precios de los bonos del Tesoro estadounidense cayeron este viernes, después de que datos que mostraron un crecimiento más fuerte de lo esperado en el sector manufacturero señalaran que la debilidad de la economía podría ser transitoria.

El informe impulsó grandes ganancias en el mercado bursátil, lo que alejó a los inversionistas del valor de refugio que supone la deuda estadounidense.

Los principales índices de Wall Street subieron más 1 por ciento.

El informe manufacturero mejor de lo esperado, junto con las menores probabilidades de una moratoria de la deuda en Grecia, ayudaron a que el rendimiento de la nota referencial registrara la mayor alza semanal en casi dos años.

El Instituto de Gerencia y Abastecimiento (ISM) dijo que su índice nacional de la actividad manufacturera subió a 55.3 en junio desde 53.5 el mes pasado. La lectura superó las expectativas de 51.8, según un sondeo de Reuters entre economistas. Un dato por encima de 50 indica expansión en el sector fabril.

"La economía ha superado el punto de riesgo y parece que se encamina a volver a crecer a tasas superiores a 3% en el segundo semestre del año", dijo Chris Rupkey, economista de Bank of Tokyo-Mitsubishi UFJ en Nueva York, tras la divulgación del dato.

La nota referencial a 10 años cayó 7/32 en precio para rendir 3.20%, desde 3.17% de cierre del jueves. Los precios de los bonos han caído durante la semana luego de la aprobación del paquete de austeridad en el parlamento griego, requerido como condición para que el endeudado país recibiera nueva ayuda financiera.

La nota referencial a 10 años alcanzó su mínimo en seis meses de 2.84% el lunes.

El crecimiento del apetito por valores de riesgo esta semana también golpeó a la nota a cinco años, que registró su peor desempeño semanal desde junio del 2009.

El papel a cinco años cayó 2/32 en precio, con un aumento de su rendimiento hasta 1.80% desde 1.78% del cierre del jueves.

"El modesto repunte en el índice manufacturero ISM en junio (...) aliviará los temores de que Estados Unidos se dirige hacia una caída en la recesión", afirmó Paul Dales, experto estadounidense en Capital Economics en Toronto.

La nota a dos años bajó 1/32 en precio para rendir 0.49%, un incremento desde 0.47% del cierre del jueves, mientras que el bono a 30 años perdió 14/32 en precio para rendir 4.40%, desde 4.38% de la jornada anterior.