Los bonos del Tesoro de Estados Unidos registraron su tercera mayor pérdida anual en 40 años, según el índice Barclays de bonos agregados de Estados Unidos.

Así, concentraron una caída acumulada en todo 2013 de 2.75%, lo que se convirtió en la primera pérdida anual desde el 2009, cuando registraron su peor caída en cuatro décadas, de 3.58 por ciento.

El índice de Barclays, conocido antes de la quiebra de Lehman Brothers como el índice de bonos agregados de Lehman, mide el rendimiento de los bonos de grado de inversión en Estados Unidos e incluye datos de bonos del Tesoro de dicho país, otras emisiones del gobierno, bonos corporativos, valores respaldados por activos y por hipotecas comerciales.

No obstante este registro, el administrador de fondos John Hardy, estratega de divisas en el Saxo Bank, explica que el ajuste más violento en el mercado de bonos ya se presentó en el verano pasado, ante el cambio en el discurso del presidente de la Fed, Ben Bernanke, sobre la intención de entonces de comenzar el retiro de la compa de activos.

Esperan repunte

El sentimiento es compartido por los inversionistas encuestados en diciembre por Bank of America, quienes consignan que los tres productos más operados son: en el corto plazo, el yen; en el largo, S&P 500, y los bonos de Tesoro de largo plazo.

De acuerdo con la encuesta de fondos de inversión de diciembre, se espera un aumento prolongado en los rendimientos después de casi 30 años de la constante caída de las tasas.

El consenso de los administradores de fondos es que los rendimientos de referencia a 10 años deberían alcanzar un punto máximo aproximado a 3.5% este año, un dato que contrasta con 3% al que cerró el 2013.

Las otras pérdidas

De acuerdo con estadísticas históricas del índice Barclays, la otra pérdida histórica fue registrada en 1994, cuando al cierre del año completaron una caída de 2.92 por ciento.

Para ponderar el significado de estas caídas en los rendimientos, basta observar que las ganancias promedio anuales entre 1980 y el 2012, cuando comenzaron a hacer el registro, es de 8.55 por ciento.

La más alta tasa de retorno fue registrada en 1982, con 32.65 puntos porcentuales de retorno; en la última década, fue en el 2010, cuando se alcanzó un rendimiento de 10.26 por ciento.

[email protected]