Los mercados apenas y reaccionaron a los acuerdos de austeridad fiscal que alcanzó Grecia, luego de una sesión de gran volatilidad; en Wall Street las ganancias fueron mínimas al igual que en Europa, salvo en el mercado heleno.

En Wall Street, un buen reporte trimestral de Visa y buenos datos económicos apoyaron al mercado, el avance fue de 0.15% para el S&P y de 0.05% para el Dow Jones, mientras que las tecnológicas volvieron a ser las mayores ganadoras de la sesión, al avanzar el Nasdaq 0.39 por ciento.

Los índices en Wall Street han atravesado una semana de altibajos luego de alcanzar máximos de varios años.

Tras el rally con que inició el año, ahora se espera un ajuste en los mercados, el del S&P podría no ser mayor a 3%, según consideran analistas de JP Morgan en una nota a clientes.

Pese a un inicio volátil, Wall Street retomó la tendencia con que concluyó el mercado europeo luego de que Grecia alcanzó un acuerdo para tener acceso a préstamos por parte de la Troika, que la librarían de caer en una insolvencia de pagos ante los vencimientos que enfrenta a finales de marzo.

El índice Stoxx 600 en Europa ganó 0.2%, mientras que en Atenas el ATG subió 1.8 por ciento.

La banca fue la de mejor reacción en la región, con avances de 0.9% para Commerzbank, de 4.42% para Société Générale y de 1.83% para Crédit Agricole. La divisa comunitaria alcanzó máximos de dos meses de 1.3321 dólares, aunque sin sostenerlo, para cerrar con un alza de 0.2% a 1.3287 dólares.

En tanto, como se esperaba, el Banco Central Europeo mantuvo la tasa de interés en mínimos históricos de 1 por ciento.

Bajo esta coyuntura y con dos importantes reportes por delante, en México el IPC cerró la sesión con un avance de 0.27% en 38,242.28 puntos, para mantenerse en su mayor nivel desde enero del año pasado. Tras su buen reporte, Grupo México ganó 0.52%, mientras que Cemex subió 0.84% y América Móvil, 0.13%, antes de conocer sus resultados trimestrales después del cierre del mercado.

El mercado bursátil ignoró el repunte inflacionario, según comentaron analistas de Monex, mientras que el peso se apreció 0.24% a 12.6939 unidades por dólar, aún sin lograr vulnerar las 12.60 unidades, piso importante, según Santander.

ana.valle@eleconomista.mx