Con todos sus valores en rojo, el Ibex 35 ha vuelto a encabezar las pérdidas en las principales plazas financieras mundiales. El índice ha caído un 2.96% en su peor sesión en un mes, lo que deja al selectivo en 7,433.6 puntos.

El alza en el costo de endeudamiento arrastró al Ibex. Las dudas despertadas respecto a la capacidad del Gobierno para cumplir sus objetivos de déficit en un entorno fuertemente recesivo han arrastrado al selectivo y se han trasladado a la prima de riesgo, que ha subido hasta los 433.7 puntos, dejando el bono a 10 años en el 5.97 por ciento.

Las pérdidas sufridas han sido escalofriantes. OHL se ha dejado un 7.11% y Arcelor, un 6.28 por ciento. Entre los bancos, destaca el castigo sufrido por Caixabank, que ha retrocedido un 4.59 por ciento. Los dos grandes, Santander y BBVA, se han dejado respectivamente un 3.88% y un 3.62 por ciento.

La situación en el resto del Viejo Continente es igualmente negativa, uno de los pocos índices que se comportan peor que el Ibex es el Mib italiano, con un retroceso del 4.5%, arrastrado por el desplome de la banca. Así, Unicredit, Intesa y Banco Popolare ceden todos más de un 5 por ciento.

La semana anterior estuvo marcada por la presentación de unas cuentas públicas que, en su intento de cumplir con las líneas europeas, parecen dejar de lado el crecimiento. Los duros ajustes anunciados por el Ejecutivo no convencieron a los mercados ya que según los analistas no hacen más que incrementar la presión recesiva. A los 27,000 millones que deben ahorrar el Estado y las Comunidades Autónomas -el talón de Aquiles de nuestra economía- se suma ahora un nuevo recorte de 10,000 millones de euros en Sanidad y Educación.

Pero si por si todo esto fuera poco, las declaraciones y rumores que existen sobre la incapacidad de España de hacer frente a la situación se presentan como nuevos obstáculos a superar. Hace una semana era el estratega de Citi y desde este fin de semana el presidente francés Nicolas Sarkozy no ha hecho más que criticar a las labores del anterior Ejecutivo socialistas. Según el candidato conservador las políticas del anterior Gobierno son las responsables de que España sea a día de hoy junto a Grecia el principal riesgo de la eurozona.

Con todo esto el mercado de deuda se ha convertido en las últimas jornadas en el gran damnificado. Un nuevo rebrote de la crisis de deuda vuelve azotar a las economías de la periferia con España y sus ajustes en el centro de la diana. La rentabilidad del bono a diez años recupera niveles de diciembre y se sitúa cerca del 6 por ciento. Este nuevo repunte lleva a la prima de riesgo española a rozar los 430 puntos desde los 402 en que cerró el pasado jueves. Por su parte, el país italiano es el siguiente en la lista y prueba de ello es el repunte de su prima de riesgo que, aunque se encuentra por debajo de la española, ya está en los 390.

El euro, por su parte, cede terreno y se cruza a 1,307 dólares.

Los principales indicadores en Europa cerraron a la baja:

  • FTSE 100 de Londres -2.24%
  • CAC 40 de París -3.08%
  • DAX de Alemania -2.49%
  • IBEX de España -2.96%
  • FTSE MIB de Italia -4.98%
  • PSI 20 de Portugal -1.69%
  • SMI de Suiza -1.66%

PESO MEXICANO TAMBIÉN EN MÍNIMOS

En México, el peso operaba en sus peores niveles desde el 20 de enero, presionado por temores sobre la capacidad de España para afrontar su pesada deuda y la prolongada desazón del mercado sobre el panorama económico de Estados Unidos.

El tipo de cambio spot operaba en 13.1674 unidades por dólar, con un retroceso de 1.62% o 21.28 centavos, frente a los 12.9546 pesos del precio de cierre del lunes.

En alianza informativa con CincoDías.com

RDS