La Bolsa de Tokio cerró la sesión de este viernes al alza, por noveno día consecutivo, su racha ganadora más larga desde octubre de 2017, con los inversores alentados por las medidas de alivio del Banco Central Europeo (BCE) y los signos de progreso en la disputa comercial entre Estados Unidos y China.

El índice Nikkei alcanzó un máximo de cuatro meses después de que el BCE recortara las tasas de interés el jueves por primera vez en más de tres años y decidiera reiniciar su programa de compra de activos para proteger la economía de la eurozona de los recientes conflictos comerciales mundiales.

Al cierre de la jornada bursátil, el Nikkei de 225 acciones, principal indicador del mercado de Tokio, avanzó 228.68 puntos o un 1.05%, al ubicarse en 21,988.29 unidades, su nivel más alto desde el 26 de abril. En tanto, el segundo indicador, el Topix, que agrupa a los valores de la primera sección, subió 14.77 puntos o un 0.93%, para ubicarse en 1,609.87 puntos.

Los inversores también acogieron con beneplácito la indicación del presidente Donald Trump de que consideraría un acuerdo comercial interino con China, después de que el Ministerio chino de Comercio dijo que las empresas chinas han comenzado a realizar consultas sobre la reanudación de las compras de productos agrícolas estadounidenses.

Los acontecimientos ayudaron a calmar las preocupaciones sobre una desaceleración económica mundial, mejorando el apetito por el riesgo y empujando al dólar estadounidense contra el yen seguro.

"Los jugadores del mercado no dudaron en reaccionar positivamente porque no habían tenido buenas noticias recientemente", dijo Shingo Ide, estratega jefe de acciones del Instituto de Investigación NLI., citó la agencia Kyodo.

"Pero los inversores a mediano y largo plazo no se sentirán cómodos comprando a menos que haya algunas acciones concretas (de los gobiernos de EU y China), como reducir o eliminar los aranceles que ya se han impuesto", agregó.

El dólar estadounidense se mantuvo estable en su máximo de seis semanas en la zona de los 108 yenes el viernes por la mañana en el mercado de Tokio.

erp