La Bolsa Mexicana de Valores (BMV) cerró este lunes con una ganancia de 0.51%, en línea con sus pares estadounidenses, animados por cifras de empleo de Estados Unidos del viernes pasado, aunque prevalecen los temores por una guerra comercial y presiones geopolíticas.

En cifras preliminares de cierre, el S&P BMV IPC, se ubicó en 45,243.98 unidades, con un incremento de 230.86 puntos respecto al nivel previo, luego de una semana de alta volatilidad.

En la primera sesión de la semana, en la plaza bursátil local se operó un volumen de 201.5 millones de títulos, por un importe económico de siete mil 393 millones de pesos, con 68 ganaron, 52 perdieron y siete se mantuvieron sin cambio.

Las emisoras que apoyaron la ganancia de la Bolsa Mexicana fueron: Grupo Mexico que cerró con un incremento de 4.84%, así como Alsea con 3.06 por ciento; Femsa con 1.50 y Cemex con 1.44% de incremento.

El mercado mexicano tuvo un arranque positivo de junio, porque tuvo ganancias en las dos primeras jornadas del mes apoyadas por buenas cifras del sector laboral que se conocieron el viernes pasado.

Lo anterior, pese a la incertidumbre generada por la posible guerra comercial generada a partir de la aplicación de aranceles a las importaciones de Estados Unidos de acero y aluminio, además de la tensiones geopolíticas alrededor del mundo.

A nivel local, la Secretaria de Economía anunció que iniciará un proceso de solución de controversias ante la Organización Mundial de Comercio (OMC), en respuesta a los aranceles que Estados Unidos impuso a México desde el 1 de junio.

Esto elevó las expectativas de que la posibilidad de que la renegociación del Tratado de Libre Comercio con América del Norte (TLCAN) se aplace de forma indefinida y llegue hasta 2019.

Los índices de Estados Unidos terminaron con alzas, de los cuales el Dow Jones subió 0.72%, el Standard and Poor´s 500 avanzó 0.45% y el Nasdaq ganó 0.49 por ciento.

En el mercado cambiario, el peso cerró la sesión con una depreciación de 0.77% o 15.3 centavos, al cotizar en alrededor de 20.09 pesos por dólar, ante un regreso en la incertidumbre asociada al futuro de la renegociación del TLCAN, de acuerdo con Banco Base.