La tenencia de valores gubernamentales en manos de extranjeros ha disminuido 65,300 millones de pesos (3,400 millones de dólares) en lo que va de este año, según el subdirector de Estrategias de Portafolio de Sura Asset Management México, Valentín Martínez.

La reducción en los papeles del gobierno se concentra principalmente en los bonos de corto plazo, y que ha aumentado la tenencia en los de largo plazo.

Según datos de Banco de México, en Certificados de la Tesorería de la Federación (Cetes) se han retirado cerca de 92,000 millones de pesos, mientras que Udibonos la salida asciende a 17,800 millones de pesos.

“Esto tiene una lógica detrás. Antes era dinero fácil para los inversionistas, con una tasa de interés de 8% (de los bonos de gobierno), y con una tasa de 1% en Estados Unidos pido dinero en dólares en Estados Unidos, cubro un eventual movimiento de tipo de cambio, voy y compro Cetes a 8% y el diferencial es atractivo.

“Puesto que México está iniciando un ciclo de baja de tasas de interés de referencia y la volatilidad en el tipo de cambio se ha disparado, ya no luce tan atractivo el mercado de deuda gubernamental de corto plazo”, explicó Martínez.

La tenencia de valores gubernamentales en manos de extranjeros es de 2.1 billones de pesos hasta el pasado 6 de septiembre.

En contraste, la posición en Bonos M ha aumentado 36,200 millones de pesos (unos 2,000 millones de dólares) durante el 2019. Dicho aumento de recursos se explica por un contexto de bajas tasas de interés en el mundo.

“Aunque no son cifras extraordinarias, la buena noticia es que los inversionistas extranjeros no están vendiendo y han entrado recursos. Dentro de todo es una señal positiva que no estén sacando dinero”, indicó, tras impartir el seminario “Acercamiento al mercado de bonos”.

[email protected]