Después que la Reserva Federal (Fed) de los Estados Unidos anunció el segundo recorte de estímulos monetarios por 10,000 millones de dólares, la mayoría de los mercados bursátiles del mundo, con excepción de algunos en Asia, registraron ayer ganancias, encabezados por los principales índices de Wall Street, que en promedio ganaron 1.2 por ciento.

Asimismo el Índice de Precios y Cotizaciones de la Bolsa (IPC) cerró con una ganancia de 328.4 unidades, que representa un incremento de 0.78 por ciento. Con este movimiento el mercado confirma como influye en su movimiento el miedo, y la manipulación de los grandes fondos de inversión internacionales.

Es lógico que con el recorte de estímulos se reduzca la liquidez y que las caídas se acentúen, pero a juzgar por la recuperación de ayer, parece que una vez pasado el miedo los inversionistas aprovechan para tomar posiciones a precios castigados. Aunque tampoco se puede afirmar que viene un rally alcista a corto plazo, es muy probable que se recuperen algunas acciones.

Este viernes concluye el primer mes del año y seguramente cerrará con pérdidas el mes de enero, aun cuando ayer dejó el IPC buenas expectativas para seguirse recuperando. No obstante, habrá que ver cómo influye que el próximo lunes 3 de febrero las instituciones financieras del país estarán cerradas por la celebración del día de la Constitución que se celebra el 5 de febrero, y también dependerá de la decisión que tome el Banxico este viernes en su reunión de política monetaria.

Análisis Técnico del IPC

El desempeño positivo que ha tenido el IPC en las dos últimas jornadas parece que está confirmando un piso alrededor de los 40,500 puntos, y podría alcanzar en el corto plazo los 41,500 puntos, y mantenerse fluctuando en ese rango durante algunos días o semanas, mientras empieza el periodo de reportes financieros del cuarto trimestre. Podría favorecer el nivel de sobre venta que mantiene en 37.8 puntos, según el RSI, ya que otros indicadores todavía no confirman un cambio de tendencia.

*MetAnálisis

fondos@eleconomista.com.mx