La bolsa Mexicana de Valores (BMV) es el mercado accionario con el peor rendimiento en dólares en los últimos 12 meses, al registrar apenas un incremento de 1.2 por ciento.

El bajo rendimiento en dólares del mercado bursátil mexicano motivó a los inversionistas foráneos a retirar sus flujos, sobre todo a partir de agosto del año pasado cuando comenzó la renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN).

En ese mes, la inversión extranjera en la BMV alcanzaba un monto de 169,969 millones de dólares de acuerdo con datos del Banco de México (Banxico). con respecto a lo registrado de 152,847 millones de dólares en febrero del 2018, resultó una caída de 10.10%, equivalente a una salida de 17,122 millones de dólares.

El director de análisis bursátil de MetAnálisis, Gerardo Copca, dijo que, a mediados del año pasado, la BMV registraba uno de los rendimientos más altos en dólares de todas la bolsas de mundo, al reportar una ganancia de 30%, derivado básicamente de la revaluación del peso frente al dólar .

Sin embargo, el especialista explicó que el bajo rendimiento actual de la BMV en dólares resulta básicamente por el desencanto de los inversionistas extranjeros, luego del nerviosismo generado por la incertidumbre sobre la firma del TLCAN y la reforma fiscal del presidente de Estados Unidos, Donald Trump.

Agregó que otro factor a considerar y que con el tiempo se va a recrudecer son las elecciones presidenciales en México el 1 de julio, pues los inversionistas prefieren esperarse hasta que pase el proceso electoral en México para traer nuevamente su dinero.

ya tiene tiempo el desencanto

El director de análisis económico y bursátil de CIBanco, Jorge Gordillo, mencionó que desde hace cinco años, en el mercado accionario mexicano se han incrementado los riesgos y se ha alejado el inversionista.

“La expectativa de una fuerte volatilidad en el tipo de cambio peso-dólar para los siguientes meses es un factor de riesgo que podría generar en una mayor salida de flujos foráneos del mercado”, expresó Gordillo.

El experto agregó que la política de alza de tasas de interés tanto de la Reserva Federal (Fed) como del Banxico, también explica el bajo rendimiento en dólares de la Bolsa Mexicana de Valores.

Lo anterior de debe a que los inversionistas extranjeros prefieren invertir en instrumentos de renta fija que en renta variable, por ser menos riesgosos, además de pagar atractivos rendimientos como es el caso de los bonos del gobierno mexicano que ofrecen tasas de interés de 7.58%, explicó.

BOLSAS ATRACTIVaS

La bolsa de valores con el mejor rendimiento de los países emergentes es la de Chile, con una ganancia de 32.20% a tasa anual, seguida por el mercado accionario de Argentina con un aumento de 28.7% en igual lapso.

Las bolsas accionarias de China y Brasil fueron otras de las que obtuvieron altos rendimientos, tras reportar aumentos de 26.90 y 22.40%, respectivamente, desde mediados de marzo del 2017.

Wall Street no se queda atrás, sobre todo el indicador de empresas de tecnología Nasdaq Composite, pues en los últimos 12 meses registró un aumento de 26.8%, mientras el índice industrial Dow Jones reportó un repunte de 19.20% y el Standard & Poor’s 500 mostró un avance de 15.8% en igual periodo.

Los analistas coincidieron en que el rendimiento tan bajo que ofreció el mercado bursátil mexicano se explicó básicamente por la inquietud que existió sobre la renegociación del TLCAN y la aprobación de la reforma fiscal del presidente de Estados Unidos, Donald Trump.

ricardo.zamudio@eleconomista.mx